Gays malos

mércores 14 abril 2010

Pero da igual, la verdad es que a la iglesia no la van a hundir los escándalos, sino que se asfixiará sola, por falta de personal. Si los legionarios de Cristo después de admitir que su fundador era un pedófilo, que además tuvo varias mujeres y varios hijos, que repartía sobres con dinero como si de El Bigotes se tratase a altos cargos del Vaticano que los cogían encantados como si fuesen concejales del PP, si después de todo eso, la gente sigue creyendo que ese Maciel era un santo y que la iglesia es una “organización perfecta”, entonces está claro que la fe es irracional y que la condición humana es así. Hay gente que cree que descendemos de marcianos, que Jesucristo era un extraterrestre, que en el Palacio de Linares se oyen voces, que podemos hablar con nuestra abuela muerta, que los Tauro somos cabezotas o que el Papa es infalible, qué le vamos a hacer. Y tan imposible es demostrar que no hay voces ni abuelas que vuelvan de la tumba como que el Papa es un viejo malvado.

De organización a organización: me gustaría recordar aquí, sólo por dejar constancia, que en el mundo hay cientos, miles, de organizaciones de gays y lesbianas que agrupan a cientos de miles de personas. Recordemos que hay más militantes gays que curas, por ejemplo. Recordemos también que entre las organizaciones de gays y lesbianas las hay de todo tipo y con todo tipo de gente, que las hay que son ilegales por culpa de sus gobiernos y las que hay legales, que las hay perseguidas y otras que son en cambio apoyadas, que las hay ricas y pobres, de países desarrollados y subdesarrollados…Pero que en ellas no se descubren nunca casos de pederastia.

No quiero ni imaginar lo que hubiera sido de nosotros si un día un menor se hubiera colado en una organización y hubiera tenido relaciones con un adulto, uno solo. Y aunque el menor no fuese tan menor y las relaciones hubiesen sido consentidas y deseadas, el mundo se nos hubiera caído encima, literalmente. Y no será porque no tratemos con menores; porque tenemos vidas normales que incluyen hijos e hijas, y tenemos también una gran actividad en los colegios ya que ese es uno de nuestros intereses: damos decenas de charlas, conferencias y cursos al año en muchos colegios que nos lo solicitan, algunos religiosos por cierto. Pero no, mira por donde; parece ser que a los activistas gays, conscientes de su deseo, de sus necesidades y de sus derechos, decididos a no permitir que nadie les arruine la vida, derrotada la culpa y el malestar provocado, fundamentalmente, por la iglesia, parece ser digo, que no les da por los niños. Lo que me extraña es que el PP todavía no haya acusado a Bibiana Aído de fomentar la pederastia, todo se andará.

Beatriz Gimeno es escritora y ex presidenta de la Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales

FUENTE:
http://www.elplural.com/opinion/detail.php?id=45339






os comentarios foron deshabilitados.